Como muchos ya sabéis, los ladrones tienen sus  marcas y señales para saber si una casa es susceptible de robo. A lo largo de mi carrera he conocido muchos de ellos, y por ello quiero aunar toda mi experiencia al respecto en este artículo, que os ayude a estar siempre prevenidos y a saber cómo actuar a la mínima sospecha de que hayan marcado vuestra vivienda.

En primer lugar, cuando hablamos de códigos, estos se refieren casi siempre a una banda organizada, y bandas organizadas hay muchas y provenientes de todo el mundo, por lo que no os aconsejo tratar de interpretar códigos por vosotros mismos ni utilizar ningún manual de Internet con dudosa fiabilidad que explique dichas señales.

Y es que signos pueden haber tantos como ladrones hay en este mundo y lo que puede significar un círculo para unos, puede significar otra cosa totalmente distinta para otros.

banner tecnicom

En cambio, lo mejor que se puede hacer en esta situación es tratar de borrar el signo en cuestión de forma que no quede ni rastro. Si se trata de una zona en la que es sabido que se están sucediendo robos o no se trata de la primera ocasión que divisas un signo en la puerta de tu vivienda, es aconsejable que contactéis con la policía para que examinen el caso.

Suelen ser señales de pequeño tamaño, en muchos casos casi imperceptibles, los cuales suelen situar en el telefonillo, bajo la alfombra del rellano, detrás de las plantas e incluso en las paredes.

No obstante, existen otro tipo de trucos habituales que los ladrones utilizan para marcar tu casa, los cuales expongo a continuación.

La botella, la cinta adhesiva, la pegatina de cerrajería, el cordón… son estrategias que los ladrones usan para marcar tu casa: los amantes de lo ajeno no suelen entrar en la primera vivienda vacía que encuentran, sino que en muchas ocasiones utilizan técnicas para verificar que una vivienda estará vacía por varios días, sobre todo en la época estival o en los puentes y fechas señaladas.

Para ello el truco es sencillo, dejar un objeto o un elemento en la puerta de entrada, como una botella vacía, cinta adhesiva pegada en la puerta, una cuerdecita colgando e incluso una aparente pegatina de cerrajería. Es sencillo, si pasan unos días y nadie ha movido o quitado el elemento del sitio, la casa está vacía.

Otro truco común es la verificación en persona por parte del ladrón, comprobando durante unos días si los habitantes de una vivienda entran y salen de ella continuamente o hacerse pasar por técnicos para entrar a la vivienda antes del robo y recabar información de forma aparentemente inocente.

Por ello es muy importante no abrir la puerta de nuestro hogar a no ser que esperemos una reparación o un recado concretos, y verificar la procedencia de aquellos que dicen ser técnicos antes de dejar entrar a nadie.

La Policía Nacional también advierte de la posibilidad de que la puerta de tu vivienda haya intentado ser forzada con un cartón doblado, pues si la llave no está echada, se puede abrir con facilidad. Ten en cuenta todos estos signos y avisa a la policía si detectas cualquiera de ellos.policiatwitter-tecnicomAdemás, en Tecnicom podemos informarte y asesorarte sobre los mejores métodos para proteger tu vivienda adaptados completamente a tus necesidades, como una alarma cableada no inhibible.

¡No dejes nada a la ligera y vigila tu hogar!